Los pilotos Yamaha bendicen al inglés como probador de su fábrica, lo que deja al español sin opciones de repetir, como era su deseo, y con Aprilia como opción A.