Abiteboul se incorporó a Renault cuando la marca del rombo recuperó su estatus de equipo oficial en 2016. Los resultados deportivos no han sido tan ilustres como prometió en su día, pero despidió 2020 con Daniel Ricciardo en el podio.

El francés dirigió la expansión y modernización de Enstone para compensar la falta de inversión durante los años de Lotus. Deja un equipo establecido en la zona media que sueña con dar la campanada en 2022.

Una persona que le echará de menos es Esteban Ocon.