El canadiense llegó a la Fórmula 1 en 2017, directo tras ser campeón de la F3 Europea. Durante estas tres temporadas y media ha tenido malos momentos, pero también dos podios y buenas actuaciones. De hecho, actualmente está delante de Sergio Pérez en el campeonato, si bien es cierto que el mexicano se perdió dos carreras por el coronavirus.

En esa tesitura, el piloto canadiense tiene claro que los críticos empedernidos "siempre estarán ahí", de modo que trata de aislarse de todo el ruido que proviene del exterior y, simplemente, hacer su trabajo en la pista.