La versión de producción del BMW iNext, cuyo nombre definitivo apunta a ser iX5, es el próximo SUV eléctrico de la marca alemana. De momento toda información acerca de él se guarda celosamente, aunque ya se puede adelantar que contará con una autonomía máxima según WLTP de 600 kilómetros.

Las opciones en cuanto a motores que ofrecerá la marca alemana serán tres. Se espera que tengan una potencia, respectivamente, de 229, 389 y 454 kilovatios. Los equivalentes térmicos de estas cifras son 307, 522 y 609 caballos.