La cita de históricos ha sido prohibida por las autoridades sanitarias asturianas, y la de tierra canaria se cae por la evolución del coronavirus en Lanzarote.