Kobayashi, el mejor en la nueva Hyperpole de Le Mans con el Toyota 7, pero un Rebellion se coló entre los dos prototipos japoneses.