Helmut Marko, asesor de la escudería energética, confiesa que se equivocaron al no tratar de 'repescar' a Vettel cuando tuvieron oportunidad.