Los únicos detalles confirmados de este nuevo SUV de Dacia es que medirá 4,6 metros de longitud y que será compatible con tecnologías alternativas, por lo que se dotará de tecnología híbrida y –muy probablemente– también será completamente eléctrico. El modelo de producción está previsto para principios de 2025.

Por ahora es tan sólo un concepto, aunque el chasis rodante que Dacia ha mostrado en enero de 2021 ya ha servido para conocer la nueva identidad de la marca, con un emblema más futurista, y también la evolución de su lenguaje de diseño.