"Desde que se llega a primera hora de la maƱana hasta que se abandona en la siguiente madrugada, no hay ni un solo momento de descanso".