Schumacher se alzó con la victoria en la carrera del sábado del Gran Premio de Rusia, que se disputó el pasado mes de septiembre. Sin embargo, el triunfo estaba pendiente de ratificarse. Por televisión se vio cómo Rosin, desde el muro, gesticulaba de forma excesiva para advertir a sus pilotos de una doble parada: primero entró a boxes Mick y justo detrás lo hizo su compañero, Robert Shwartzman.